La Asamblea Nacional inicia con nuevos pactos entre bloques

Los 78 votos de entre 134 asambleístas que permitieron a Alianza País (AP) conservar la Presidencia de la Asamblea, revelaron ayer (14 de mayo del 2019) una nueva mayoría al interior del Pleno.

Eso se evidenció aún más cuando los legisladores de AP, del Bloque de Integración Nacional (BIN) y de Creo se aglomeraron en el puesto que acababa de estrenar César Litardo, a quien eligieron como nuevo timonel para el período 2019-2021.

La mayoría se volcó hasta su estrado para que suspendiera la sesión, en momentos en que la oficialista Karina Arteaga elevaba una moción para que la secretaria general de la Asamblea, María Rocha, y el prosecretario, Gonzalo Armas, sigan en sus puestos 30 días más. Según Arteaga, la idea era permitir una “transición” en la Presidencia, pero se trataba de una propuesta no contemplada en la Ley Orgánica de la Función Legislativa y que provocó reclamos, sobre todo, del correísmo.

Eliseo Azuero, del denominado Bloque de Acción Democrática Independiente (BADI), hizo un gesto con sus manos y les pidió que se calmaran. La designación de ambos funcionarios quedó pendiente.

Litardo, en su discurso, prometió en más de una ocasión que el Parlamento actuará de forma independiente autónoma. También de manera democrática y “sin aplanadoras”. “La Asamblea debe dar respuestas a las necesidades del país del 2019 y no a las agendas del 2021”, dijo.

Los aplausos más sonoros provenían desde las barras altas del Pleno, en donde se concentraron sus simpatizantes y amigos que llegaron desde Quevedo (Los Ríos), su tierra natal, para apoyarlo.

Esta vez no hubo fisuras en el bloque de los 40 asambleístas de AP, pues todos apoyaron a Litaro, incluidos José Serrano y otros seis legisladores que el 19 de abril pasado se fueron contra una decisión del bloque para respaldar a la entonces presidenta, Elizabeth Cabezas.

Sí la hubo en el bloque de los 20 asambleístas de Creo, pues Fabricio Villamar y Roberto Gómez prefirieron abstenerse antes que apoyar a Litardo, como había decidido la bancada. El coordinador, Luis Pachala, advirtió que habrá un proceso disciplinario.

La votación fue producto de un acuerdo que terminó de cerrarse cerca de la medianoche del lunes, en la víspera de la elección, en una reunión de la que participaron los coordinadores de los bloques.

Así, Jimmy Candell (BIN) declinó su candidatura a la Presidencia y llegó al Pleno con una moción para que su colega César Solórzano (PSP), fuera designado como primer vicepresidente en lugar de Viviana Bonilla (ex AP).

Solo una “falla técnica”, dijo Litardo, provocó que la sesión se interrumpiera por unos 20 minutos, antes de que Patricio Donoso (Creo) fuera designado como segundo vicepresidente, en lugar de Carlos Bergman(AP-aliados).

Los puestos que ocupaban las asambleístas Soledad Buendía, de Revolución Ciudadana (RC), y Verónica Arias (ARE), afín al correísmo, como primera y segunda vocales del Consejo de Administración de la Legislatura (CAL), serán ocupados por Ana Belén Marín y Carlos Cambala, de AP.

El Partido Social Cristiano (PSC), en cambio, conservó la tercera vocalía del CAL con la reelección de Reyes, quien obtuvo la mayor votación (99 curules), y Creo consiguió también seguir en la cuarta vocalía con Rina Campain.

En todas las votaciones, los 32 asambleístas del correísmo votaron en contra y no se registraron para la reconsideración que planteó Raúl Tello, uno de los 11 legisladores del BIN.

Marcela Aguiñaga, quien forma del grupo, se mostró preocupada de que este escenario se repita en la reorganización de las 13 comisiones del Parlamento que será en la sesión, prevista para este jueves.

“Hoy es revanchismo, absolutamente, ‘vendetta’ política; es una pena que el nuevo Presidente de la Asamblea se estrene de esta manera”, señaló y aludió a la nueva mayoría compuesta por AP, BIN y Creo.

Por su parte, Guillermo Celi, de SUMA, y Henry Cucalón, del PSC, criticaron que no se diera paso en la sesión del Pleno a la proclamación de los tres candidatos que había para asumir la Presidencia.

Antes de retornar a su curul, la 94, Elizabeth Cabezas dio paso a que el legislador Fausto Terán, de AP, elevara a moción la candidatura de César Litardo, que tuvo el respaldo de la nueva mayoría. Poco después del desenlace, los bloques de AP, BIN , BADI y CREO emitieron un comunicado.

Pleno decidirá juicio político a Espinosa

La Comisión de Fiscalización recomendó ayer que la excanciller María Fernanda Espinosa debe ser sometida a un juicio político en el Pleno de la Asamblea. Esta decisión tiene relación con la naturalización de Julian Assange.

Después de analizar las pruebas de descargo que Espinosa remitió por escrito a la mesa, hubo siete votos a favor. La asambleísta socialista Silvia Salgado y la vicepresidenta de la Comisión, Karla Chávez (exAP), se abstuvieron.

A Espinosa también se la acusa de haber incumplido con sus funciones en relación con la crisis registrada en la frontera norte tras el secuestro y asesinato de un equipo periodístico de este Diario, en 2018.

Desde septiembre pasado, Espinosa es presidenta de la Asamblea General de Naciones Unidas en Nueva York.

Fuente: El Comercio